EL LENGUAJE INCORRECTO CON TUS HIJOS


¿Por Qué Siempre Les Dices Que No a Tus Hijos?

¿Sabes cuál es la palabra favorita de los padres?

Los padres tienden a usar la palabra NO cuando hablan con sus hijos.

Les dices: No hagas eso, no te conviene, no vas a ir, no me hables así, y todo es no, no y no.

Esta forma de hablar con tus hijos no solo es incorrecta, pero es negativa. Y sin darte cuenta poco a poco alejas a tus hijos y llega un momento que no te hacen caso o te dicen, “ya me lo dijiste” o ¿Mama, ya vas a empezar de nuevo?

¿Qué crees que ocurre a través de los años cuando les hablas a tus hijos de esa forma?

Cuando un padre poco a poco usa el lenguaje incorrecto como gritar, ordenarlos o decirles no a cada cosa pequeña, los niños dejan de escuchar.

Pero lo más importante, es que vas dañando la relación con tus hijos poco a poco a través del tiempo. Sin darte cuenta, los alejas o te dejan de compartir las cosas. Esto lo notas más, cuando tus hijos son adolescentes.

Mira como yo traté esta situación con mis hijos:

Cuando empecé anotar que mis hijos no me escuchaban o no hacían lo que tenían que hacer, les compartí como mi mama me repetía las cosas y siempre me decía que no.

Aparte les dije que no me gustaba que mi mama me repitiera las cosas porque me hacía sentirme mal, me molestaba y sentía que no me tenía confianza. Un día se me ocurrió decirles lo siguiente:

“Cuando les pida algo que hacer, solo se los voy a repetir UNA vez”
Y les hacia la siguiente pregunta, ¿Cuántas veces se los tengo que pedir? 

Llegó un momento que me contestaban, “Una vez papa”

Esta dinámica que acabo de compartirte, tiene 2 partes para evitar la comunicación negativa con mis hijos:

  1. Les empecé a compartir lo que a mí no me gustaba lo que mis padres me decían o como me trataban.
  1. Y desde que me acuerdo, empecé a hablarles con  preguntas, y las preguntas evitan que uses un lenguaje negativo y frena, confortamientos con tus hijos.
Piensa en lo siguiente, “Como les hablas, como les dices o como tratas a tus hijos desde pequeños, se convierte tan ordinario que tus hijos no te escuchan o hacen lo que les pides que hagan”

Visita nuestra página:


0 comentarios:

Publicar un comentario