¿CUMPLES TUS PROMESAS CON TUS HIJOS?


¿De Chico Te Prometieron Algo Tus Padres y No Te Cumplieron?

¿Recuerdas cómo te sentiste de chico cuando tus padres no te cumplieron?

Algo que cuidé mucho fue el de cumplir mis promesas a mis hijos.

Cuando les prometes algo a tus hijos o a cualquier otra persona, es una declaración de que algo se cumplirá o no se cumplirá. Por ejemplo, las promesas en tu trabajo incumplidas o el viaje de vacaciones que cumpliste con tu familia.

Mi abuelo me compartió lo siguiente, “Nos pasamos gran parte de nuestro tiempo cumpliendo promesas, preocupándonos por las promesas que prometemos, también dejamos de prometer, pero rara vez ponemos el esfuerzo en crear mejores promesas”.

Cuando prometes algo, debe de ser una garantía puntual en la que tus hijos y otros se basarán de una buena expectativa. Es muy importante que enseñes a tus hijos este punto.

Cuando prometes algo, tiene el efecto de una garantía expresa y significa un Indicación de lo que se puede esperar de ti. Esto da una Indicación de excelencia o un logro a futuro.

Así que te recomiendo que cuando prometas algo a tus hijos, no solo debes de cumplir la promesa, pero deben de ser generosas, más urgentes y que sean personales.

Cuando yo les prometía algo a mis hijos, ellos sabían que tenían que cumplir con sus responsabilidades para que la promesa se convirtiera en realidad.

Tu como yo, ya sabemos cómo nos sentimos cuando alguien te promete algo y no lo cumple. Nos sentimos mal y empezamos a dudar de lo que esperábamos. Simplemente hay personas “Incumplidas”, así que no seas un padre o madre incumplida con tus hijos por el daño emocional que les causas.

Entonces, una de mis frases favoritas cuando alguien me dice que va a hacer algo, que ahora si va a empezar, que ya está harto de cómo vive y quiere cambiar; Les digo:

“No me amenaces” Pero a mis hijos les preguntaba, ¿Sabes cómo lograr esa promesa (meta)? Si no tenían idea, les ayudaba y los motivaba a que iniciaran el camino hacia lo que querían.

Es importante cumplir tus promesas no solo hacia otros, sino a tus hijos, pero más importante a ti mismo. Cuando cumples lo que les prometes a tus hijos, tu autoestima te hace sentir bien y si no cumples, tus hijos te pueden decir, “siempre me lo dices pero nunca me cumples”

Esto es muy dañino cuando tu hijo hace el esfuerzo, el trabajo y no le cumples. Simplemente es dañino para su auto estima. Y tu hijo se puede decir, ¿Para qué lo hago si nunca me cumplen? Tu reputación con ellos se daña.

Te comparto la importancia de mantener lo que les prometes a tus hijos:  

   1.    Te da credibilidad con ellos
   2.    Les das seguridad
   3.    Te hace sentir seguro ante ellos
   4.    Te ayuda a evitar que se sientan inseguros.
   5.    Formas un vínculo personal con cada uno de tus hijos
   6.    Les das confianza
   7.    Para no destruir la confianza de ellos hacia ti
   8.    Tu palabra es importante para que ellos tengan una buena impresión hacia ti
   9.    Construyes una mejor relación con ellos y otros
  10. Cuando mantienes lo que prometes, logras tus metas y evitas inseguridad en ellos
  11. Cuando no cumples con tus promesas, no solo le mientes a ellos, pero a ti mismo

Yo relaciono él no cumplir con mis promesas, igual que mentir. ¿Cuántas veces al día te mientes? No pienses que mentir es mentir a otros, si no piensa que tú mismo te mientes a ti mismo. Por ejemplo:

          “Mañana lo haremos”
          “Mañana le diré que si puede ir”

Cuando no cumples tus promesas es difícil obtener lo que más deseas en la vida, es tener una buena relación con tus hijos.

Las promesas más importantes que debes mantener y no romper, son a tu pareja, familia y más importante a tus hijos. Yo cuidé mucho el de cumplir con mis hijos lo que les decía al estar creciendo.

Ahora que ellos son adultos, ellos saben que pueden contar conmigo y la relación con ellos es la relación que soñaba tener con ellos. Una relación de amigos y respeto de ellos hacia mí y viceversa.

Recuerda, “Tu marca es una promesa y tu trabajo dice que estás cumpliendo, y estás construyendo tu marca, tu nombre y reputación como padre y hacia otros”.

¿Qué les has prometido últimamente a otros?


0 comentarios:

Publicar un comentario